Play

CLASE IMPARTIDA EN UNA SESIÓN DE MUJERES EN LA CONFERENCIA DE CELAYA, GTO.

LA ESPOSA DEL PASTOR
1 Pedro 3:1-8

  1. La esposa del pastor debe tener su propia identidad.
  2. La esposa del pastor tiene que tener su propia vida.
  3. La esposa del pastor debe tener su propio ministerio.
  4. La esposa del pastor no puede ser la mejor amiga de cada hermana de la iglesia.
  5. Respeta su casa y su tiempo.
  6. Elimine de su vocabulario la expresión “La casa pastoral”.
  7. La esposa del pastor debe ser la mejor vestida de la iglesia.
  8. No permitas que nadie hable mal de ella.
  9. No permitas que nadie critique a sus hijos.
  10. No espere que la esposa del pastor resuelva conflictos entre las hermanas de la iglesia.
  11. La iglesia debe proveer para que la esposa del pastor acompañe a su esposo a conferencias durante el año.
  12. Ofrézcase a cuidar a los hijos del pastor cuando el valla a una conferencia o para que el pastor lleve a su esposa a una cita.
  13. Haz algo para recordarle que ella es muy importante para ti.
  14. La iglesia debe pagar la prima de un seguro de vida para el pastor con su esposa como beneficiaria.

LA ESPOSA DEL PASTOR

1 Pedro 3:1-8 “Asimismo vosotras, mujeres, estad sujetas a vuestros maridos; para que también los que no creen a la palabra, sean ganados sin palabra por la conducta de sus esposas, considerando vuestra conducta casta y respetuosa. Vuestro atavío no sea el externo de peinados ostentosos, de adornos de oro o de vestidos lujosos, sino el interno, el del corazón, en el incorruptible ornato de un espíritu afable y apacible, que es de grande estima delante de Dios. Porque así también se ataviaban en otro tiempo aquellas santas mujeres que esperaban en Dios, estando sujetas a sus maridos; como Sara obedecía a Abraham, llamándole señor; de la cual vosotras habéis venido a ser hijas, si hacéis el bien, sin temer ninguna amenaza. Vosotros, maridos, igualmente, vivid con ellas sabiamente, dando honor a la mujer como a vaso más frágil, y como a coherederas de la gracia de la vida, para que vuestras oraciones no tengan estorbo.”

Dos o tres cosas acerca de este pasaje y de cada  pasaje que tiene que ver con el matrimonio. Hay dos cosas que me impresionan. Primero, Dios siempre empieza con la mujer, creo que hay una razón muy lógica y es porque la mujer es más sensible a las cosas espirituales que el hombre. La segunda cosa que veo es que Dios siempre pasa más tiempo y más volumen del pasaje hablando a la mujer que al hombre. Aquí Dios usa seis versículos hablando a la mujer y en el versículo siete  dice y vosotros maridos también. Como una posdata.

Quiero hablarle por unos minutos acerca de la esposa del pastor y su relación con la iglesia. Esta enseñanza en verdad es mas para las hermanas que no son esposas de pastor que para las que son esposas de pastor pero espero que haiga algo para todas. Recientemente fui invitado a enseñar en una sesión en una conferencia acerca de cómo mantener una buen matrimonio  en el campo misionero. Mi primer comentario fue que se necesita lo mismo para mantener un buen matrimonio si estas en el campo misionero viviendo en una choza de lodo y comiendo carne de chango, que si estas en el pueblo donde tú  y tu esposo nacieron. Uno de los errores más grandes que cometemos, es diferenciar demasiado entre la esposa y la familia del pastor y las de los demás. Le voy a decir algo que yo enseño en mí en mi iglesia y que enseño a los estudiantes del instituto bíblico que dirijo. La esposa del pastor no es una position, es una persona. El pastor es una posición, mi posición en mi iglesia es de pastor. No hay posición en la biblia que se llama “esposa de pastor“, nadie debe imponer sobre la esposa del pastor algo que es el pigmentó de la imaginación de la gente. La esposa del pastor no es empleada de la iglesia. Cuando la iglesia Bautista monte Hebrón me invitó a ser su pastor, mi esposa no estaba incluida en el paquete. Ella es mi esposa, no es asistente de pastor. La responsabilidad más grande de mi esposa es mantenerme feliz a mí. Y ella hace  muy buen trabajo porque yo soy un hombre feliz. Mi papá me decía mi hijo puedes escoger entre dos cosas tener la razón o ser feliz. No recuerdo la última vez que tuve la razón pero yo soy un hombre muy feliz. Yo siempre enseñe a mis hijos que vivimos como vivimos no porque papi es pastor, si no porque somos cristianos. Mi esposa hace lo que hace en la iglesia no porque es la esposa de pastor, si no porque es cristiana. No para cumplir con su posición de esposa de pastor si no porque ella ama al Señor, ama la obra de Dios. Esa iglesia, la iglesia bautista monte Hebrón es igualmente su iglesia como es iglesia de cualquier otra hermana.  Mi esposa serviría al Señor con la misma intensidad y con la misma dedicación con la que lo hace ahora si yo fuera médico o contador o albañil o Dios no lo quiera abogado. Ahora tal vez sería necio negar que hay presiones y situaciones especiales que experimenta la esposa del pastor que la esposa de un miembro de la iglesia y entendemos eso. La esposa del pastor debería de aceptar el hecho de que su posición sí la pone en un perfil muy visible y muy obvio. Es algo con que usted simplemente tiene que vivir. Pero nadie debe intensificar la presión que esa situación produce. Una de las responsabilidades más importantes que yo tengo con mi esposa es ayudarle con esas presiones de tal forma que ella pueda disfrutar lo que hace para el Señor. Que su servicio a Dios no sea una carga y una obligación. Ahora mucho de lo que voy a decir en esta sesión es obvio. Tal vez alguien diga, a mi no me hace falta que me digan eso pero a todos nos hace falta de vez en cuando como dice 2 Pedro 3:1 que se nos despierte con exhortación el limpio entendimiento. A veces dejamos estas cosas deslizar. A veces las abandonamos. A veces tomamos por sentado algunas cosas que necesitamos recordar de vez en cuando. Todos necesitamos ser recordados de las cosas más básicas de vez en cuando. En verdad es lo que hace mucho de esta conferencia, nada más recordarnos de las cosas básicas. Si usted es esposa de pastor quiero que esta enseñanza le ayude a aclarar algunas cosas acerca de su relación con su esposo y con los hermanos de la iglesia. Si usted es miembro de una iglesia espero que esta enseñanza le ayude a comprender mejor a la esposa de su pastor y ser un apoyo para ella para que ella pueda ser para su esposo y para tu pastor lo que el necesita.

1.      La esposa del pastor debe tener su propia identidad.

Ella tiene nombre. No es pastora. No tiene título. Se llama. Dígale por su nombre, refiérase a ella por su nombre. No deje que se le pegue el apodo “la esposa del pastor” ella tiene mente, tiene ideas, tiene una relación con Dios, tiene al Espíritu Santo, tiene una biblia y ella debe ser permitida a expresarse como ella es, como persona y no debe estar enjaulada en el contexto de la posición que tiene su esposo.

2.      La esposa de pastor tiene que tener su propia vida.

No debe ser sofocada por lo que hace su esposo en la iglesia. Simplemente porque ella es esposa de pastor no significa que ella no debería de poder participar en las cosas en las que participa la mujer promedio de su iglesia.

3.      La esposa de pastor debe tener su propio ministerio.

Todas las demás hermanas de la iglesia hacen lo que hacen voluntariamente. Nadie le presiona, nadie le obliga a hacerlo. Si usted es maestra de escuela dominical es maestra de escuela dominical porque usted aceptó hacer eso. Si usted funge en cualquier otra posición en la iglesia, usted lo hace porque usted quiere hacerlo voluntariamente. La esposa del pastor debe tener la misma libertad de escoger el área en que ella sirve en la iglesia. Hay varias áreas  en las que parece que todos esperan que la esposa del pastor tome liderazgo. El grupo de mujeres de ganar almas, o la sociedad femenil. Nosotros no tenemos sociedad femenil en nuestra iglesia, tenemos grupos de sembradoras. Yo no estoy en contra de que usted tenga una sociedad femenil siempre y cuando no se degenere a una sesión de chisme. No tenemos sociedad varonil en nuestra iglesia, tenemos club de pescadores. No tenemos sociedad juvenil en nuestra iglesia, tenemos grupos de jóvenes de ganar almas.  Todas esperan que la esposa del pastor tome el liderazgo en el asunto de la dirección de las mujeres en la iglesia. Ahora si ella quiere hacer eso, si ella disfruta hacer eso, esta bien. Pero nadie debe esperar que lo haga simplemente porque es esposa de pastor.  Mi esposa dirige un grupo de sembradoras, se reúnen todos los viernes en mi casa y hay otras hermanas que dirigen grupos de sembradoras en nuestra iglesia pero ella lo hace porque lo disfruta y quiere hacerlo. También el ministerio de niños. La esposa del pastor no debe ser la superintendente de la escuela dominical. Si ella quiere enseñar una clase de niñas o una clase de jovencitas está bien o tal vez un grupo de madres solteras, pero ella debe escoger. La música, preparación de comida para eventos especiales, la oficina, la limpieza de la iglesia, ¿Quién dijo que la esposa del pastor debe de limpiar la iglesia? Es ridículo. Muchos ni limpian sus casas, mucho menos la iglesia. Mi esposa dirige el grupo de sembradoras. Ella supervisa la facultad de música instrumental del instituto bíblico. Ella ha estado en el hospital tanto que ella podría supervisar la facultad de medicina. Toca el piano en la iglesia pero lo hace porque quiere hacerlo. Mi esposa organizó, cuando comenzamos nuestra iglesia, el departamento de cunas, pero nadie lo obligó a hacerlo, ella lo hizo porque quiso hacerlo. Jonathan nuestro hijo, estaba recién nacido y ella quiso hacerlo porque Jonathan estaba en la cuna y a ella le nació hacerlo. Tenemos un grupo en nuestra iglesia que llamamos “ministerio de Marta” preparan alimentos para eventos especiales de la iglesia y yo dirijo ese grupo, mi esposa no dirige ese grupo. A veces en el culto anuncio, hoy después del culto necesitamos reunirnos todas las hermanas del ministerio de Marta. Y nos reunimos, y nos organizamos para cierto evento para una comida que vamos a tener. La última vez que nos reunimos mi esposa ni estuvo, ella participa como cualquier otra hermana de la iglesia. La esposa del pastor no debe de ser cargada con esas cosas. Yo no se cuantas veces he ido a predicar a una conferencia, estoy tres días de lunes a miércoles, y toda la semana no veo a la esposa del pastor, aparece el último día después del culto toda despeinada, despintada,  su ropa parece que ha estado en un pleito callejero, ha estado en la cuna toda la semana.  Si ella quiere hacer eso, si ella insiste en hacer eso, está bien, pero no debe ser obligada a hacerlo simplemente porque es esposa de pastor, ahora cuando una iglesia se inicia hay muchas cosas que el pastor mismo tiene que hacer que no hace cuando la iglesia tiene cuatro, cinco, seis años. A la esposa del pastor también le toca hacer esas cosas pero llega el momento en que ella debe ser liberada para dedicarse a otras cosas y entregar esas cosas a otras hermanas de la iglesia.

4.      La esposa del pastor no puede ser la mejor amiga de cada hermana de la iglesia.

No espere que la esposa de su pastor sea su mejor amiga. Yo enseño que la esposa de pastor no tiene que tener a una hermana de la iglesia como su mejor amiga. Su mejor amiga debe ser tal vez la esposa de otro pastor. No te ofendas si la esposa de tu pastor no pasa todo su tiempo contigo como tú quisieras. No puede hacerlo. Si ella pasa más tiempo con otra hermana simplemente supón que es porque esa hermana necesita oración. Considérelo como un complemento, que tú no necesitas tanto tiempo de la esposa de tu pastor como esa otra hermana. ¿Tú te sientes ofendida cuando el médico no visita tu casa? O ¿el dueño de la funeraria? Pues no te visitan porque no hace falta, no lo necesitas. Ahora si ella pasa más tiempo con alguien más no se ponga celosa. No le de envidia de esa otra hermana. Simplemente supón esa hermana tiene una necesidad especial.

5.      Respeta su casa y su tiempo.

Si necesitas hablar con ella deja que ella escoja el tiempo.  Pregúntale, hermana ¿Cuándo podría darme 10 minutos de su tiempo? No la captures inmediatamente después del culto con una plática de 10-15 minutos. Ella también necesita llegar a casa y preparar alimento para su esposo y su familia. Igual que normalmente usted necesita salir de la iglesia y llegar a su casa a encargarse de sus quehaceres ella también. Considere su tiempo.

6.      Elimine de su vocabulario la expresión “la casa pastoral”.

Aunque la casa donde vive el pastor sea propiedad de la iglesia considérela como su casa particular. Aunque la casa este escriturada a la iglesia esa casa debe ser su propio dominio.  Respete su privacidad. Yo he estado en casas en que los miembros de la iglesia entran a la casa del pastor sin tocar porque se sienten dueños de esa iglesia y dicen al cabo esa casa pertenece a la iglesia. Eso es ridículo. Yo no hago eso con mis hijos. Yo no tengo llave de su casa. Ellos si tienen llave de mi casa, ellos entran cuando ellos quieren y normalmente van directamente al refrigerador especialmente los nietos. Si yo voy a la casa de uno de ellos yo toco la puerta, normalmente llamo por teléfono antes de ir para ver si están despiertos especialmente si es a las 9 ó 10 de la madrugada. Respete la casa de la esposa de su pastor respete su privacidad.

7.      La esposa del pastor deber ser la mujer mejor vestida de la iglesia.

Esto no es una crítica a la esposa del pastor porque no esta vestida como ella quisiera. La esposa del pastor debe ser la primera dama de la iglesia. Yo no creo que sería de más que la iglesia incluyera en su presupuesto dinero para comprarle ropa a la esposa del pastor y  al pastor. Mi iglesia no hace eso yo compro la ropa de mi esposa. Su ropa es parte de su herramienta. Y no le tenga envidia cuando tu vez que la esposa del pastor tiene un vestido nuevo. Dele gracias a Dios porque su iglesia está cumpliendo con su pastor y su familia proveyendo para que el pastor pueda vestir a su esposa como debe. Hace un año o dos años mi esposa estaba arreglándose para ir al culto. Estaba sentada frente a su tocador, llegue para decirle algo y me miro y cuando yo la mire le dije, tu eres una belleza clásica, y me dijo que ¿soy un Chevy ‘57? Dije no, mas te pareces al adorno de un cofre de un Pontiac ’58. No sería malo que de vez en cuando usted le dijera a la esposa de pastor lo bonita que se ve o lo bonito que está su vestido. Tu llevas un visitante a la iglesia o un familiar y tu presentas a la esposa de tu pastor, tu no quieres tener que avergonzarte de la apariencia de la esposa de tu pastor. Ese es su reflejo de la calidad de cuidado que la iglesia le esta dando al pastor y a su familia. La biblia dice que el obrero es digno de su salario. Hace varios meses nuestra nuera estaba en la casa con otra hermana de la iglesia. Era nueva y esta hermana dijo, hermana Brenda ¿usted extraña vivir en estados unidos donde puede conseguir cosas que aquí no puede conseguir? Yo no tuve tiempo para contestar, mi nuera contestó por mi y dijo, este hombre tiene a esta mujer consentida, apapachada, ella no puede mencionar nada sin que él se lo consiga. Ahora tú debes participar en eso con la esposa de tu pastor. Consiéntela,  apapáchala, ella tiene suficientes cargas. Ella comparte algunas de tus tristezas porque esas tristezas forman parte de la vida de su esposo. Y lo menos que los miembros de la iglesia pueden hacer es ayudarle a aliviar algunas de esas cargas.

8.      No permitas que nadie hable mal de ella.

Defiéndela, si alguien cuestiona lo que hace, discretamente con espíritu de mansedumbre infórmele que no es asunto de el o de ella el criticar a la esposa de su pastor.

9.      No permitas que nadie critique a sus hijos.

Los hijos del pastor no son santitos. Vivir en la casa del pastor no los convierte en perfectos. Nosotros tuvimos tres hijos y fueron igual de traviesos que todos los niños de la iglesia. Una vez un diacono se quejó del comportamiento de un hijo de un pastor y el pastor dijo, mi hijo se porta mal porque se junta con los hijos de los diáconos. Hay presión sobre los hijos de tu pastor que nadie más conoce. No participes en esa presión, ellos viven en un acuario expuestos, sus vidas son cartas abiertas leídas por todos. Si usted tiene a un hijo o nieto de pastor en su clase de escuela dominical, dele el mismo trato que a cualquier otro niño. No lo consienta, no lo trate con favoritismo pero tampoco espere que sea mejor o que haga más que cualquier otro niño. Nadie debe de decirle al hijo del pastor, tu eres hijo del pastor, tu no debes hacer eso. El hijo del pastor es un animal muy especial y precisamente hay muchos hijos del pastor que rechazan el ministerio y muchos de ellos no tienen nada que ver con la iglesia por algún trato que recibieron cuando estaban en la casa del pastor. Eso no es excusa ni pretexto. Todos somos maltratados de vez en cuando, no debemos valernos de eso para hacer cosas incorrectas. Pero no participe usted en esto.


10.  No espere que la esposa del pastor resuelva conflictos entre mujeres de la iglesia.

Es más, no espere que nadie resuelva conflictos entre mujeres de la iglesia. No hay solución de conflictos entre mujeres de la iglesia. Hace años dos asistentes de pastor vinieron conmigo y necesitaban que juntara a sus esposas porque se estaban peleando por un asunto de la cuna.  Dije, no, mi mamá no educó a ningún tonto. Yo he descubierto que no se resuelve un conflicto entre mujeres juntándolas, se resuelve separándolas. Le dije a cada uno, llévate a tu esposa a tu casa y encárgate de ella y yo me voy a mi casa a comer tacos. La ultima vez que yo intente algo así, fue la última vez que mi papá me pegó, agarre dos gatos, les amarré las colas y las colgué en un tendedero de ropa y traté de separarlas pero solo quedó tejidos, huesos, coyunturas, sesos, fue terrible. Su esposa no es un réferi. Usted resuelva ese conflicto con esa otra hermana. Si usted escuchara las predicaciones de su pastor, probablemente esas cosas se resolverían solas. No le lleve chismes. Cuando usted comparte algo con cualquier persona, y esa persona no puede hacer nada para resolver ese problema lo único que usted hace es frustrar a esa persona. No le diga cosas a ella esperando que ella se las diga al pastor. Esto es algo muy común. Mi esposa tiene una respuesta respecto a eso, hermana si usted quiere que el pastor lo sepa dígale al pastor. Mi esposa no es espía. Mi esposa no es informadora, es mi esposa. No use a la esposa del pastor como una conducta para llegar al pastor. Si hay algo que el pastor necesita saber, valla usted y hágaselo saber directamente a él. Pero no use a su esposa para eso.


11.  La iglesia debe proveer para que la esposa del pastor acompañe a su esposo a conferencias durante  el año.

Usted se da cuenta de que el pastor va a ir a predicar a otra iglesia dele quinientos pesos o infórmese cuanto va a costar el vuelo de avión o el hotel y hable con cinco o seis hermanos y junte el dinero y déselo. Ella necesita eso y muchas veces no lo hace porque no tiene el dinero.


12. Ofrézcase a cuidar a los hijos del pastor cuando el viaje a una conferencia o para que el pastor lleve a su esposa a una cita.

Yo enseño a los hermanos de mi iglesia que deben tener una cita con sus esposas cada semana sin los hijos. Pregúntele a la esposa del pastor cuando es que ellos tienen esa cita. Tal vez puede sugerir al pastor que lleve a su esposa a una cita. Su pastor y su esposa necesitan un tiempo a solas. Se sorprendería como eso mejoraría su relación con la esposa de su pastor. Todo lo que usted pueda hacer para fortalecer el matrimonio de su pastor le ayuda a usted, fortalece su iglesia, libera al pastor para concentrarse más en su trabajo de cuidarte a ti como oveja.


13.  Haz algo para recordarle que ella es muy importante para ti.

Escríbele notas. No le escribas una carta de tres páginas, escríbale una nota agradeciéndole por ser esposa de su pastor. Dele regalos de cumpleaños. Algo que a ella le haga sentir agradecida. Muchas veces el pastor recibe todo el reconocimiento. Muchos hermanos vienen después del servicio y me agradecen sin saber que fue mi esposa la que escribió el bosquejo. Pero ella es parte de todo lo que yo hago. Ella tiene parte directa o indirectamente en todo lo que hago.


14.  La iglesia debe pagar la prima de un seguro de vida para el pastor con su esposa como beneficiaria.

Eso provee de una forma práctica y económica seguridad para ella y sus hijos. Es trágico cuando el pastor muere y no hay nada de comisión para su esposa. La iglesia llama a otro pastor y esta hermana esta ala deriva. Seria buena idea que la iglesia proveyera un seguro para que cuando su esposo se muera ella tenga suficiente dinero para que si ella lo invierte a plazo reemplaza el sueldo que la iglesia le estaba pagando. Eso hace dos cosas, le provee a ella seguridad y la iglesia se libera de una carga económica después que el pastor fallezca.

Les agradezco por haber orado por mi esposa durante estos siete años pasados que ella ha estado batallando. Ha estado mucho mejor en estos meses pasados. Ahora hace mucho más de lo que antes hacia, el domingo pasado estuvo los dos cultos que es algo que ella pocas veces ha podido hacer en los últimos años. Gracias por sus oraciones por ella. Ella es una joya y ella es parte de lo que esta sucediendo en nuestra iglesia. El favor más grande que yo hago a todas aquellas esposas de pastores es tratar a mi esposa como yo creo que un pastor debe tratar a su esposa. La esposa de su pastor es una joya. Valórela, atesórela, ámela, considérela, respétela y Dios le va a bendecir.

 

Vista 85.290 veces. El día de hoy 17 veces.

Agrega tu comentario: