De Los Cuales El Mundo No Era Digno

Hebreos 11:38 “de los cuales el mundo no era digno; errando por los desiertos, por los montes, por las cuevas y por las cavernas de la tierra.”

Estaba leyendo este pasaje que habla de los hombres de la fe pero me llama la atención que dice “de los cuales el mundo no era digno”; su significado quiere decir: ‘’Alguien que es merecedor, que es digno de ser alabado’’. Los cristianos hacían algo que ahorita vamos a ver pero el mundo en vez de alegrarse o aplaudirles traía enojo u odio. 

Estamos en esta tierra para parecernos a Cristo. Hoy en día el mundo ha cambiado conceptos, cuando Dios dice claramente que es y un ejemplo de ellos es el matrimonio. Hoy en día batallamos en decirles que el matrimonio es entre hombre y mujer pero el mundo dice que depende del amor de la persona, “Tu puedes amar a un perro, un hombre con otro hombre’’. El mundo piensa que eso es amor y que está bien, pero la Biblia dice que eso es pecado, una depravación del hombre y así hay conceptos que el mundo trata de cambiar, trata de modificar, cuando la Biblia dice que varón y hembra los creó “Se unirá a su mujer y serán una sola carne’’, es el modelo que nos dejó en la Biblia. En este pasaje hay otra palabra que el mundo ha cambiado porque si queremos ser diferentes al mundo el mundo no nos aplaude e incluso nos rechaza.

La Biblia es inspirada por Dios, inspiró todo lo que iba a decir y dice que Dios mismo dijo “De los cuales el mundo no era digno’’ y que Dios tuviera que decir ‘’El mundo no era digno de Benjamin, de David, de Julieta’’ o cada uno de nosotros y eso no tiene comparación. Esta expresión pudiera ser lo más grande que nosotros podemos recibir del Señor y para que nosotros podamos ser totalmente diferentes se requiere solamente una cosa: Fe, y eso es de lo que habla todo el capítulo 11 habla de hombres que por fe hicieron grandes cosas. El mundo también ha corrompido esa palabra y dicen: ‘’Tú puedes creer en ti mismo, tú has esto’’ dicen ‘’Puedes lograrlo sin ayuda de nadie’’. 

En el movimiento cristiano están los Carismaticos, los Pare de Sufrir y aquellas personas te dicen ‘’Tu tienes que tener fe en ti mismo y de igual manera tú tienes el poder para declarar y decretar y decirle a Dios lo que tiene que hacer’’. Estaba viendo un video corto de una persona que estaba sacando versículos fuera de contexto y decía ‘’Yo me hago uno con Cristo y por ese poder yo declaro y decreto que tú tienes prosperidad’’, pero la fe bíblica que agrada a Dios es totalmente diferente. La fe que nos va llevar a hacer cosas por el Señor es la que nos hace tomar decisiones de las cuales el mundo no se va alegrar y nos va rechazar, quisiera hablar acerca de eso, de que es lo que la fe bíblica nos lleva hacer para nosotros ser diferentes al mundo para que el mundo no nos aplauda y una de esas verdades la encontramos en Hebreos 11:3 que dice: “Por la fe entendemos haber sido constituido el universo por la palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía.” Aquí vemos como hay una palabra que dice por la fe entendemos, así como nosotros cuando creímos en Cristo y le pedimos perdón, confiamos totalmente en lo que el Señor nos decía así de igual manera aquí dice que nosotros entendemos haber sido constituido el universo y lo creemos porque lo dice en su palabra; Romanos 1:20 dice: “Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa.” Aquí el Señor nos dice: “tienen toda esta creación para que ustedes confíen que yo existo, crean y entiendan lo que he hecho.” El mundo hoy en día quiere a personas ignorantes que no conozcan acerca de Dios, ignorantes en cuanto a la verdad bíblica y que se preparen y prediquen la palabra porque quiere tener a las personas encerradas en una burbuja y enseñan que el universo se creó por una explosion y el mundo no quiere que nosotros entendamos. La Biblia dice que nosotros podemos entender por medio de la Biblia y no solamente en la creación podemos entender como fue hecho el universo por medio de la palabra de Dios pero que entendamos cada situación, cosa o momento que el Señor permite en nuestras vidas y nosotros podamos entender el propósito de cada evento.

Dice Mateo 16:5-6 “Llegando sus discípulos al otro lado, se habían olvidado de traer pan. Y Jesús les dijo: Mirad, guardaos de la levadura de los fariseos y de los saduceos.” Los discípulos pensaban que lo decían por el pan, ellos no entendían y después Jesús les dijo en la cara ‘‘¿Cómo es que no entendéis que no fue por el pan que os dije que os guardareis de la levadura de los fariseos y de los saduceos?’’ Les está diciendo que el único propósito que tenía era que lo que dijera ya sea por medio de su palabra era que entendieran el propósito de esto. Muchas veces pasamos por enfermedades o situaciones que pensamos: ‘’No sé porqué estoy pasando esto’’ pero debemos orar y decir: ‘’Ayúdame a entender porque estoy pasando esto’’ porque por la fe nosotros comprendemos. Entender quiere decir ‘’Componer, poner a pensar la cabeza’’ y en este pasaje los discípulos no entendían qué les quería decir el Señor. 

Recuerdo que yo estaba en la Ruta de Cactus en SLP, mi capitán estaba en Traductores y cada vez que se iba por una semana me decía: ‘’Tú te quedas a cargo’’ y una vez terminado el trabajo de ruta pensé: ‘’Está bien que vayamos a comer algo con los muchachos’’ y llegamos un poco tarde al colegio y después me preguntó mi capitán que donde estábamos y le conté que fuimos a comer, el me dijo: ‘’Toda tu responsabilidad de ruta te será quitada’’ y yo pensé: ‘’¿Señor pero por qué?’’ Entendí en los siguientes días que como siervos de Dios no nos podemos dar el lujo de fallar en una cosa porque por una sola cosa podemos ser descalificados del ministerio. Como cristianos tenemos que entender que por medio de la fe cuál es el propósito de lo que Dios quiere con las situaciones que pasamos y que aprendamos de eso.

Otra verdad es que por la Fe ofrecemos lo mejor. Hebreos 11:4 dice: “Por la fe Abel ofreció a Dios más excelente sacrificio que Caín, por lo cual alcanzó testimonio de que era justo, dando Dios testimonio de sus ofrendas; y muerto, aún habla por ella.”

Vemos como Dios resalta lo que había hecho Abel. Él ofreció holocausto como el Señor lo había mandado. Ofrecer a Dios no quiere decir ofrecer solamente dinero pero que ofrezcamos lo mejor de nosotros, de nuestra vida, tiempo u obediencia porque en lo personal yo creo que Dios no tenía problema en aceptar esa ofrenda sino en la desobediencia que se hizo en ese momento, porque Caín quiso hacer lo que quería y no ofreció lo mejor de él porque no ofreció lo mejor de su corazón. Lo mejor es ofrecer lo que el Señor nos pida. Hace rato un muchacho me preguntaba: ‘’¿Cómo sabes que fuiste llamado?’’ le dije que en mi corazón estaba ese deseo y cada vez que escuchaba a misioneros que decían ‘’Ve’’ mi corazón se enardecía y yo le explicaba eso y si yo les pudiera dar un consejo a ustedes jóvenes si están batallando si estudiar una carrera o ir al instituto créeme que lo mejor que puedes hacer es ofrecerle lo mejor de tu vida al Señor, esta fuerza que como jóvenes nos caracteriza, esa fuerza es lo mejor que podemos ofrecer al Señor porque él lo merece, porque Dios Padre no nos ofreció cualquier cosa, dio lo más valioso que tenía, su Hijo y de hecho el libro de Hebreos tiene como tema: “Cristo superior a todos’’ a los ángeles, a Moisés, al día de reposo, al sacerdocio, Cristo es superior a las ofrendas y holocaustos y en Hebreos 7 y 8 podemos ver que Cristo es superior a todo, no nos dio a nosotros un ángel como sacrificio, dio lo más valioso a su Hijo y por eso tenemos que ofrecer lo mejor de nosotros, de nuestra fuerza y tiempo, lo mejor de nuestra vida.

Hebreos 11:6 dice: “Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan.” Por la fe nosotros agradamos al Señor, es algo curioso que los humanos somos muy propensos a olvidar lo que el Señor ha hecho por nosotros. Como cristianos podemos ver al pueblo de Israel y como Dios había mandado las diez plagas, había abierto el Mar Rojo y después llegan al desierto y no hay agua, para mí es más creíble que se encuentre agua en el desierto a que se abra el Mar Rojo y el pueblo de Israel no entendía y no recordaba todo lo que el Señor había hecho por ellos y ¿qué pasa? que se quejaron contra Dios, le dijeron “¿Solamente nos sacaron para que muramos en el desierto?’’ Así en la vida de nosotros vemos los milagros que Dios ha hecho en nuestras vidas y como Dios tuvo misericordia de nosotros y él nos dice ‘’Yo te amo y voy a cambiar tu vida’’ después viene una necesidad a nuestra vida y nos quejamos, vienen problemas y en lugar de confiar y decirle “Señor voy a pasar esto y entender que es lo que tu quieres para mí’’ eso agrada al Señor y eso quiere decir en la Biblia cuando dice que agradamos al Señor porque creemos que todo lo que nos pasa son para que nosotros podamos creerle a Él porque el que se acerca debe creer que le hay.

Otra característica que nos hace diferentes al mundo y que el mundo no nos aplauda es prepararnos para la venida de Cristo. Dice la Biblia en Hebreos 11:7 “Por la fe Noé, cuando fue advertido por Dios acerca de cosas que aún no se veían, con temor preparó el arca en que su casa se salvase; y por esa fe condenó al mundo, y fue hecho heredero de la justicia que viene por la fe.” Por la fe Noé se preparó en la tierra que nunca había llovido, nunca había llovido ahí, el Señor les dijo: “Preparate un arca y vas a meter a tu familia y todas las personas que quieran salvarse’’. Así se preparó por cien años en los cuales él estuvo trabajando, agarraba el martillo y su herramienta preparándose porque Dios le dijo que vendría un diluvio y nosotros de igual manera en la Biblia se nos ha dicho ‘’Yo vengo por segunda vez”. Cristo cuando fue ascendido al cielo, un ángel bajó y les dijo: ‘’Así como lo vieron subir el volverá’’ y tenemos que entender que Cristo viene por segunda vez.

Apocalipsis 3:11 dice: “He aquí, yo vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona.” Imagina que el presidente te manda una carta y dice: “El día miércoles iré a tu casa.” ¿Qué es lo que haríamos? nos preparamos y sacaríamos si tenemos algo guardado, barreríamos la casa y escombraríamos todo el jardín y haríamos tantas cosas porque creemos que él va a venir. Así nosotros como cristianos no podemos darnos el lujo de no prepararnos en la Santidad, si Cristo viniera hoy como nos encontraría ¿Preparados o en los deleites de este mundo? y no estoy diciendo que ya estás en el mundo ¿el mundo te honra o nos va encontrar sirviendo en humildad ¿Qué nos va a encontrar haciendo el Señor? por la fe nos preparamos para la venida del Señor, así como creímos que él nos puede salvar nos debemos de preparar. No sé si se han dado cuenta pero cada vez que nos encontramos haciendo algo para el Señor parece que Satanás se enoja y que el diablo y el mundo se enoja y nos quieren desanimar pero tengamos fe que Cristo viene pronto, la iglesia primitiva vendía sus casas, agarraba todo lo que tenía y lo traía al Señor porque pensaban que Cristo podía venir el martes, miércoles o cualquier momento y yo creo que estamos cada vez más cerca de la venida de Cristo, viene en un abrir y cerrar de ojos y debemos estar preparados porque sabemos que Cristo viene.

Dice Hebreos 11:8 “Por la fe Abraham, siendo llamado, obedeció para salir al lugar que había de recibir como herencia; y salió sin saber a dónde iba.” Así como Abraham ya tenía todo establecido, quizá tenía lugares para que su ganado pudiera estar tranquilamente sin necesidad de nada, estaba su familia y Dios le dijo que dejara su parentela y Abraham decidió dejar lo que tenía e ir sin saber a dónde iba, ahora nosotros sabemos a dónde vamos, por la Biblia sabemos que esta tierra va pasar y que nos espera algo mejor, algo realmente maravilloso, Abraham salió de sus comodidades para agradar al Señor, quizá a nosotros nos cuesta levantarnos temprano, pero debemos esforzarnos en aquellas comodidades que tenemos y dejarlas a un lado para poder agradar a Dios. Hebreos 11:9 dice: “Por la fe habitó como extranjero en la tierra prometida como en tierra ajena, morando en tiendas con Isaac y Jacob, coherederos de la misma promesa;” Abraham salió sin saber a dónde iba pero él había entendido y es lo que yo puedo entender por una tierra prometida que él no se fijó tanto como en la tierra de este mundo sino una tierra que viene después de la muerte y él habitó como extranjero y yo creo que cuando estamos en otro estado extrañamos la comida de casa, a los familiares y todas las costumbres, nosotros sabemos que por medio de la palabra del Señor que cuando muramos sabemos a donde vamos, no debemos de extrañar lo que éramos porque vamos a una ciudad mejor, Abraham se fue y habitó en tierra que no conocía. Debemos de tener esa mentalidad que no nos vamos a quedar en esta tierra para siempre, tenemos una patria celestial. 

Hebreos 11:10 dice “porque esperaba la ciudad que tiene fundamentos, cuyo arquitecto y constructor es Dios.” Debemos anhelar esa ciudad, debemos de vivir pensando en el futuro, no planteándonos acá viviendo cómodamente sino trabajando para el reino de Dios, porque podemos trabajar aquí y tener dinero pero si no hicimos nada por Dios y morimos ¿con qué cara vamos a llegar con Dios? yo en lo personal pienso que va ser un momento triste para muchos de nosotros que lleguemos delante de Dios y lo veamos y recordemos todo lo que hizo por nosotros y lleguemos diciendo ‘’te traigo solamente esto, no hice mucho’’,  en ese momento vamos a tener incluso vergüenza porque lo veremos a él y vamos a caer humillados y por la fe nosotros debemos de habitar como extranjeros en esta tierra.

Dice Hebreos 11:11 “Por la fe también la misma Sara, siendo estéril, recibió fuerza para concebir; y dio a luz aun fuera del tiempo de la edad, porque creyó que era fiel quien lo había prometido.” Vemos hoy en día que ya no se ha visto ningún caso que una persona de ochenta y tantos años pueda tener un hijo, ya no es capaz de poder embarazarse pero aquí Dios le prometió un hijo a Sara y ella al principio se rió pero creyó y decidió confiar, estando ya grande recibió fuerza. En la vida cristiana nosotros cada que pasamos nos rodean circunstancias o personas que hacen que nuestra vida espiritual cada vez se vaya cargando más, lo que pasa en nuestra vida espiritual también afecta nuestra vida física. Cristo nos dijo que vayamos a Él en Mateo 11.28-30 “Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas;  porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga.” Si nosotros tratamos de resolver los problemas en nuestras fuerzas nunca vamos a poder, si intentamos hacer las cosas espirituales en nuestras fuerzas vamos a fracasar, por eso vamos a necesitar aquel descanso que nos da en medio de la debilidad, nos las puede dar si vamos a él. Satanás quiere ver a personas caídas, a personas a punto de suicidarse, quiere ver a personas totalmente deprimidas, pero el Señor dice ‘’Vengan a mi y quiero tomar su carga’’ así de igual manera lo que más nos hace hacer la fe para ser diferentes al mundo.

Hebreos 11:24- 26 dice: “Por la fe Moisés, hecho ya grande, rehusó llamarse hijo de la hija de Faraón, Por la fe nos rehusamos a los placeres que el mundo nos quiera dar. escogiendo antes ser maltratado con el pueblo de Dios, que gozar de los deleites temporales del pecado, teniendo por mayores riquezas el vituperio de Cristo que los tesoros de los egipcios; porque tenía puesta la mirada en el galardón.”En aquellos tiempos Egipto era la potencia más grande que existía, el imperio con más poder y dominaba. Imagina a Moisés con la oportunidad de llamarse hijo de la hija de Faraon, si el aceptaba venían aplausos, honra, gloria, reverencias porque era de la casa real pero el decide ‘’Yo no’’  porque él sabía que la gloria de este mundo no trae nada, este mundo te puede aplaudir y ofrecerte pero para la eternidad eso no sirve. Nos tenemos que rehusar a eso, debemos rehusar ser igual a este mundo, debemos rehusar la gloria que este mundo ofrece porque el mundo da gloria a quienes no tienen temor de salir y decir ‘’Soy homosexual’’ el mundo los ve como una persona importante, nosotros no debemos de escoger ser de ellos pero si ser de los que agradan al Señor.

Hebreos 11:36 “Otros experimentaron vituperios y azotes, y a más de esto prisiones y cárceles.” ¿En qué momento de la historia la iglesia dejó de sufrir? y ahora tenemos libertad de reunirnos y comodidad, cuando cayó el imperio romano no, tampoco cuando los presidentes dijeron cada quien es libre, tampoco cuando las personas decidieron dejarnos libres, la iglesia dejó de sufrir cuando dejó de hacer lo que tenía que hacer; tenemos que compartir el evangelio a toda persona.

Dice la Palabra de Dios en Santiago 1.2-3 “Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia.” Nosotros no estamos para agradar el mundo, que nosotros podamos tener en mente que no estamos para parecernos al mundo, estamos por una razón que es agradar a Dios y poner nuestra confianza en él, así que una persona que Dios se goza en él es toda aquella que hace todo por fe.

Vista 62 veces. El día de hoy 1 veces.